miércoles, 23 de enero de 2013

Quisiera


No sé por qué esto me está pasando,
no sé por qué siento
lo que por ti siento.
Sólo sé que yo solo
me estoy torturando.
Y es que en la soledad de mi cuarto,
me faltan horas de sueño,
mi cuarto se me hace pequeño,
y sufro como madre de parto.
Es tu presencia todo lo que me falta,
y no soy capaz de decírtelo
cobarde, ruín, mísero.
Y a veces sueño con lo que pasaría
si desterrara mi miedo,
y te dijera lo que te quiero
y todo lo que te diria.
Quisiera cantar bajo tu ventana
al anochecer,
de madrugada, 
tocarte esta balada,
hasta que llegara, traicionera
la mañana.
Quisiera ver puestas de sol
a tu lado,
perdidos en un monte,
verle irse en el horizonte
al que con su calor
nos ha acariciado.
Quisiera contigo 
contemplar la luna
bajo un cielo estrellado
cuando la noche ha llegado,
con la suave melodía
de una canción de cuna.
Quisiera ser el guardián
de tu vivienda y portal
quedarme vigilando tu escalera,
para ser el primero que te viera
con tu mochila por dorsal.
Quisiera ser protagonista
de tus sueños,
ser el que te traiga reposo,
el que te lleve al paraíso hermoso;
esos deseos
son mi únicos dueños.
Mas sólo espero,
cuando leas esto,
sepas leer mi corazón
entre líneas,
es lo que espero que veas,
y no algo
que te pueda ser molesto 

1 comentario:

  1. ¿Seguro? ¿a los 20? ¿o un poco antes (18-19)?

    ResponderEliminar